La designer Erika Marent

Belo Horizonte (MG) Brasil, 2005: La designer Erika Marent crea la marca de accesorios Camaleoa. Hija de austríacos, pero brasileña de nacimiento. El gusto por las manualidades empezó en casa y gracias a la inspitación por el talento de sus padres.

En los años 70 Erika se enamoró del cuero y empezó a confeccionar cinturones, carteras y maletines. Después de un intervalo de dos décadas lejos del escenario de la moda, ha vuelto con un objetivo muy bien definido: crear joyas orgánicas de una calidad indiscutible y con una belleza de ensueño. Y por supuesto, lo consigue. Sus piezas están hechas en cuero legítimo atanado, cortadas a láser, pintadas y montadas a mano. Uniendo lo poético y lo tecnológico, el resultado es un objeto que causa emoción.

Las creaciones de Erika Marent son muy deseadas por su público femenino y también por los grandes diseñadores de moda. Y la consecuencia de todo ese esfuerzo está en su reconocimiento en el mundo de la moda, tanto en el mercado brasileño como a nivel internacional (exportando a varios países europeos y también Australia). Erika, junto con su empresa Camaleoa, no para de recibir premios. Uno de los más importantes fue dado por la Revista Vogue Brasil, que la nombra: "La experta en accesorios".